Adiós a los enemigos, como alejar a una persona molesta


Para realizar con éxito este poderoso hechizo gallego, tienes que conseguir los siguientes objetos e ingredientes:

Una foto de esa persona y una prenda íntima u objeto que aprecie o haya tocado al menos tres veces.
Unas tijeras, agua caliente y un recipiente o una palangana de metal o loza hielo.
Dos o tres pelos tuyos.
Un paño negro o trozo oscuro de tela.

Una cinta de tu color astrológico, otra del color astrológico de la persona a la que deseas apartar y una tercera de color blanco.
Malas hierbas (cardos, ortigas, etc.).
Una caja de cerillas de madera y un poco de tierra.

Lo primero que tienes que hacer es preparar las tijeras con las que vas a realizar el embrujo. Lávalas bien, por dentro y por fuera con el agua caliente que has reservado en el recipiente de metal. Corta con ellas los dos o tres pelos tuyos, introduce nuevamente las tijeras en agua caliente y, acto seguido, pásales el hielo por tres veces. Toma el paño negro o el trozo de tela de color oscuro y guarda dentro de él las tijeras y los trozos de cabello. Luego espolvorea las malas hierbas que has encontrado y dóblalo todo.

Procede luego a atar la tela con las cintas. Primero harás tres nudos con la cinta de tu color astrológico; después harás lo mismo con la cinta del color de la persona que quieres alejar de tu vida y, por último la de color blanco, que indica la pureza de tus intenciones. Una vez realizado el amarre déjalo todo una noche al fresco. Al día siguiente desharás el envoltorio en sentido contrario; es decir, comenzarás deshaciendo primero el nudo de la cinta blanca, luego la del color de esa persona y por último, la de tu color.

Toma ahora la fotografía (o el objeto que ha tocado o que le pertenece) y las tijeras y córtala por la mitad, en sentido vertical. Vuelve luego a cortar los dos trozos resultantes pero esta vez en sentido horizontal; así una y otra vez hasta convertirlos en pedacitos bien pequeños. Estrújalos hasta convertirlos en pequeñas bolitas y échales por encima las malas hierbas.

Mete todo esto en la caja de cerillas de madera y asegúrate de que dentro queden dos. Hazlo de tal forma que una cabeza quede orientada hacia delante y otra hacia atrás, justo en dirección contraria. Sal a un lugar en el que el piso sea de tierra y quema completamente la caja de cerillas.

Luego echa tierra encima, hasta cubrir las cenizas, empujándola con los pies, nunca con las manos, o con un objeto metálico o de plástico. Márchate sin mirar atrás y vuelve a tu casa por un camino diferente al que llegaste al sitio terroso. Así será imposible que esa persona que quieres alejar de tu vida pueda volver algún día.

Clasifícanos!

Busquedas:

  • amor

También puedes ver

Hechizo de magia blanca para atraer el amor ideal

Es realmente decepcionante que una persona a la que amas con todas tus fuerzas note …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *